• English
  • Français
  • Català
  • Português
  • English
  • Français
  • Català
  • Português
Spyros Michos

Spyros Michos, nuevo Export Manager de Grupo Lappí, especialistas en la impresión de etiquetas

Conseguir entrar en nuevos mercados e incrementar la presencia de la empresa en los que ya estamos es uno de los principales retos que tengo por delante como Export Manager de Grupo Lappí.

Llego a esta empresa, líder en el sector de la impresión de etiquetas, con ganas de seguir aprendiendo y mejorando, después de haberme formado y haber trabajado en países como Grecia, Reino Unido y también España.

Cuando conocí Grupo Lappí, me impactó positivamente tanto la profesionalidad de la empresa como la capacidad individual de cada uno de sus trabajadores. Me pareció el entorno ideal para seguir desarrollándome como profesional y como persona.

Este paso ha supuesto para mí llegar a un mercado maduro y muy competitivo, como es el de la impresión de etiquetas. Es un logro complicado, pero el valor de la meta es equivalente a la dificultad que supone conseguirla.

Además, tengo que destacar que en Grupo Lappí se trabaja activamente para promover el buen clima, y eso es algo que valoro mucho, ya que una de las cosas que más aprecio en la vida es poder ir a trabajar con ganas e ilusión.

Metodología de trabajo

En cuanto a mi filosofía de trabajo, me gustaría destacar algunos puntos clave que aplicaré en mis nuevas funciones dentro del sector de la impresión de etiquetas.

En primer lugar, en mi trabajo como Export Manager es esencial poner solución a los posibles problemas que puedan surgir. Es importante que el cliente no pierda la confianza en la empresa, y la mejor manera para conseguir esto es admitir que se ha cometido un error y proporcionar soluciones que minimicen el impacto de ese problema.

En este sentido, tengo claro que cada problema que ocurre es una oportunidad de mejora. Si no se dedica tiempo a analizar lo sucedido y a encontrar las medidas necesarias para evitar que vuelva a ocurrir, no sólo se está desperdiciando una buena oportunidad de mejora, sino que también se está poniendo en peligro la imagen de la empresa.

Por otra parte, pienso que el primer paso a la hora de tomar una decisión tiene que ser siempre definir lo que se quiere conseguir, ya que, si uno no tiene claro su objetivo, es imposible saber lo que tiene que hacer.

Por último, otro de los valores que aporto a esta gran empresa dentro del mundo de la impresión de etiquetas es que me gusta trabajar en equipo, ya que valoro mucho el poder que tiene contar con varias opiniones distintas.

Por todo ello, si tengo que elegir entre lo que más me ha llamado la atención de Grupo Lappí, me quedo con la cercanía y el apoyo que recibí, desde el primer día, por parte de mis compañeros. Todos se han preocupado de que mi incorporación sea lo más fácil posible, y lo agradezco mucho, ya que cada nuevo comienzo tiene sus dificultades y su esfuerzo ha hecho mucho más fácil mi incorporación a Grupo Lappí.